giottoTambién los romanos esperaban al Salvador del mundo, bajo la semblanza de un niño… y así mismo los griegos y los persas. Los judíos lo esperaban a la luz de la profecía…

Y la revolución se fraguó ya en aquel nacimiento proletario, que ponía al hijo de Dios al mismo nivel de las víctimas de la guerra y de las inundaciones. Entre los que no tienen techo, ni dinero y reciben el trato inferior de la miseria; del mismo modo como Él moriría en el patíbulo, en la peor ignominia.

Una imagen de lo divino que produce estupor: coros de ángeles en el cielo y un grupo de pastores al abrigo de un establo. 

Pero produce aún más estupor el canto entonado por los ángeles en medio de aquella noche, iluminada por los fulgores de este nacimiento singular: Gloria a Dios en el cielo y paz en la tierra a los hombres.

Así se expresaba el motivo, la esencia de la redención, de la liberación del género humano: el nacimiento de los hombres a la divinidad, por medio del cual recuperaban la libertad de los hijos de Dios.

Lo que es gloria para Dios –decía en esencia el mensaje de los ángeles- es paz para los hombres. La paz de Dios es su gloria. La gloria de los hombres es su paz.

 

El nexo es vital, y envuelve la relación entre los valores divinos y humanos presentes en la Encarnación: la naturaleza divina y humana se unen en una única persona hecha vínculo y puente de lo infinito a lo finito; de la Eternidad a lo pasajero; de la gloria a la paz.

Tal nexo nos indica que no puede separarse la gloria de Dios de la paz de los hombres. Si existe una, existe la otra; si no existe aquélla, tampoco ésta.

Cuando, por ejemplo, una sociedad decide abolir o soslayar el culto al Señor del universo, mediante la promulgación de ciertas leyes, no le hace daño a Dios, que es superior a las obras de los hombres; sino que le hace daño al propio hombre, haciendo imposible la Paz.  

(Igino Giordani, El Camino, 1952)

 

Este sitio utiliza cookies técnicas, también de terceros, para permitir la exploración segura y eficiente de las páginas. Cerrando este banner, o continuando con la navegación, acepta nuestra modalidad para el uso de las cookies. En la página de la información extendida se encuentran especificadas las formas para negar la instalación de cualquier cookie.